close

sostenibilidad

EngagementMarketingTendencias

El consumidor en España ¿cómo es?

el consumidor en españa

¿Cómo es el consumidor en España a día de hoy? La agenda de medios OMD Spain publica un estudio sobre el comportamiento del nuevo consumidor en nuestro país, sus intereses, su relación con las marcas, lo que espera de ellas y las tendencias que marcarán el 2019.  IPMark lo explica así.

El nuevo consumidor busca una conexión emocional con las marcas

Los diferentes cambios sociales y políticos transforman el comportamiento de los consumidores y de las marcas. El usuario está más informado y consciente que nunca, demandando más transparencia, empatía y objetividad a las empresas, según las principales conclusiones obtenidas en la presentación del III Estudio de ‘The Future of Spain’, elaborado por la agencia de medios OMD Spain.

El usuario es más consciente de todo lo que sucede a su alrededor y tenemos que comprenderle “de manera holística”, explica Luisfer Ruiz, insights & intelligence director en OmnicomMediaGroup. El responsable expresa que el secreto es analizar al usuario, “tenemos la tecnología y el data para hacerlo”, añadió.

Según la comparativa con el estudio de 2014, el nuevo consumidor en España es experto en contenido – el 63% de los encuestados dice que Internet le aporta información- y busca una conexión emocional con las marcas, una experiencia real que “deja de lado la idea de poseer” productos hacia la idea de “vivir cosas”, explicó María Rocamora, consumer insights director de OMD.  Como ejemplo de ello, María Rocamora dijo que la empresa de economía colaborativa, Airbnb, “hace vivir los viajes de otra manera, más cerca”.

Este nuevo usuario vive en un entorno marcado por la sobreexplotación de información desde los diferentes canales y dispositivos, que ha transformado al consumidor en un experto en filtrar contenido, empezando a detectar las ‘fake news’, explica Rocamora durante su intervención.

En esa línea, Luisfer Ruiz, insights & intelligence director de OmnicomMediaGroup, añadió que “actualmente existe una guerra para captar la atención del consumidor, pero hay que enviar un mensaje revelador y no intrusivo”.

Por ello, los expertos están de acuerdo que la guerra no se ganará sino existe empatía con el consumidor, “tenemos que ser capaces de ponernos en los zapatos de los usuarios, que nos permiten saber cuándo seremos útiles para ellos”, explicó Luisfer. Este proceso es “más fácil si utilizamos el data correctamente y de manera transparente”. El usuario está más preocupado por sus datos y por su seguridad, la manipulación de la información debe realizarse de manera clara, explicaron.

Tendencias que llegan para quedarse

El feminismo y la sostenibilidad son las grandes tendencias recogidas en el informe de la agencia OMD Spain 2018. Las personas son más conscientes de los problemas, sobre todo después de la Huelga General del 8 de marzo de este año, una movilización social contra la violencia de género, coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer.

Por ello, María explicó que es importante incorporar en el ADN empresarial nuevos valores, asociados tradicionalmente a la mujer, como la empatía y la sostenibilidad. Sin embargo, aún queda un largo camino que recorrer, puesto que solo el 25% de las mujeres encuestadas piensan que las marcas no conectan con ellas en sus diferentes campañas. Como ejemplo, María habló de la empresa de bolígrafos BIC que lanzó unos bolígrafos de color rosa dirigidos exclusivamente al consumidor femenino.

En ese sentido, las compañías tienen la oportunidad de cambias las cosas, “las empresas tenemos que ayudar para conseguir la igualdad social”, expuso Marta Sáez, la directora de OMD en España.

Y la segunda tendencia de esta edición es la sostenibilidad, la sociedad es cada vez más consciente de los problemas de su entorno. De hecho, el 44% de los participantes asegura que está dispuesto a pagar más por marcas más sostenibles, pero es importante que “el cliente no sienta que le están mintiendo”, añadieron.

Finalmente Marta Sáez concluyó que la mejor manera de conocer al consumidor es a través de la Inteligencia Artificial, el Machine Learning y las personas, pero siempre desde “el respeto y la transparencia”.

 

Leer Más
EstrategiasMarketingTendencias

Tendencias en Marketing para el 2019

TENDENCIAS DEL MARKETING

Estamos a punto de acabar el año, echar la vista atrás y revisar qué ha funcionado y en qué se puede mejorar. Si en algo destaca el Marketing es en la constante actualización de sus estrategias. Las tendencias en marketing 2019 empiezan a despuntar. Destacamos el análisis de Juan Carlos Alcaide en EXPANSIÓN:

 

Tendencias sociales, de marketing y de Experiencia de Cliente para 2019

¿Cuáles son las tendencias sociales, de marketing y de experiencia de cliente que se presentan para 2019? Voy a tratar, en unas pocas líneas, de resumir las tendencias más relevantes que, en base a mi trabajo con empresas y estudios, veo en el ambiente empresarial y comercial de España, no muy distinto de lo que ocurre en Europa y, como siempre, “importando tendencias” de USA y otros países.

1. Pre-crisis

Lamentablemente, todos los estudios que pasan por mis manos, como por ejemplo el AMES (Análisis del Impacto Económico del Marketing en España), elaborado por la Asociación Española de Marketing, manifiestan con cierta claridad una (aún) moderada contracción de las previsiones empresariales. Lamentablemente, creo que este estado de ánimo irá a más.

2. Retención de clientes

Siempre que se respira crisis, tiene un repunte la retención de clientes. Las empresas tenderán a realizar actividades de defensa de cartera en los próximos tiempos.

3. Low Cost

En la misma medida, es previsible un repunte de la centralidad del precio en la argumentación comercial y el desarrollo de estrategias más o menos innovadoras, tipo lowsury y similares, para hacer cool, apetecible, racional y emocional el impulso de la demanda. Los precios dinámicos seguirán abriéndose camino y hablaremos cada vez más de yield management en servicios más allá del turismo y la hotelería.

En 2019 preveo un repunte de la centralidad del precio en la argumentación comercial.

4. Del bla,bla, bla, al ble, ble, ble

Veo alrededor del marketing un discurso creciente de “sostenible“, “responsable“, sin perder, por supuesto el “rentable“. Pero son tiempos de marketing políticamente correcto, dónde “hay que revisar con lupa” el lenguaje para proyectar que se respeta la diversidad sexual, racial, y casi usaremos el bable para referirnos a “l@s client@s”, o sea clientes y clientes, “les persones”.

Transparencia y autenticidad, honestidad y juego limpio, en un contexto, pues, de marketing responsable y sostenible serán argumentos clave.

Conectar con lo auténtico. Pasear. Respirar. Patinar está de moda. Son nuevos valores para el nuevo tiempo: sostenible y responsable. El coche más bonito es no tener coche, es el que alquilo según una necesidad puntual y puedo presumir de que ¡yo no tengo coche!.

Así, la afinidad a causas sociales y su conexión con el marketing responsable y rentable se va a incrementar, según creo.

Necesidad de re-definir los modelos de negocio

Usar VS poseer: nos obliga a redefinir el modelo de negocio, porque hay evidencias de que hay un cambio de paradigma en el consumidor que viene.

5. Personalización radical en un contexto TDX

La transformación digital de la Experiencia de Cliente (TDX), se manifiesta (hasta el hartazgo) en forma de Big Data, TecnologIA (la I y la A, de inteligencia artificial y de inteligencia aumentada, la suma de la artificial y la humana) y de búsqueda de la individualización. La empresa intentará llegar a la emocionalidad y racionalidad de cada cliente con propuestas one to one basadas en gustos, preferencias, clones de clientes semejantes y análisis de propensión individual. Estamos, efectivamente, en la era de la estupidez artificial, cometeremos muchas tonterías ofreciendo durante meses al cliente lo que ya compró, pero lograremos entre error y error anticiparnos a su comportamiento, prevenir, predecir y ofrecer bundling de productos y servicios adaptados a cada quién.

Las empresas trabajarán en propuestas one to one  para llegar a la emocionalidad del cliente y a su racionalidad.

Tendremos blockchain hasta en la sopa y, quizá, por fin, logremos entender algo de lo que nos va a traer a largo plazo.

6. Marketing generacional

Seguiremos con la matraca de los millenials, pero se oirá más hablar de la generación Z, posmilenial¿ o centenial¿: tienen que decidir cómo gastan la exigua paga que les dan sus padres o los cacahuetes con los que les pagan en sus trabajos basura. Obsesionados con la conexión, abiertos de ideas, son los verdaderos nativos digitales.

Sobre todo, seguiremos escuchando hablar de la Silver Economy. Es una realidad que ya está aquí. Todo huele a madurez: Antonio Banderas, sixty, protagoniza (planchado) la publicidad de El Corte Inglés y la cana virtuosa se anuncia llamando a la plata de los plateados, de pelo gris. Claro, babyboomers y los actuales seniors suman (sumamos) 20 millones de billeteras, redondeando.

7. Neural & Emotional all line Marketing

Seguiremos a vuelta de cómo “excitar” la demanda, impulsar la compra, con estrategias on y off, buscando el uso de la neurociencia para lograr conocer mejor las claves de la toma de decisiones del comprador (buscando la manipulación: afortunadamente, los consumidores, apenas nos dejamos).

Salir de la “caja” y ofrecer multiexperiencias, sensorialidad, seguirá siendo clave.

Emoción, experiencia física y sensorial, con un cuidado de la estética, ofreciendo escapismo, ofreciendo enseñanzas y enriquecimiento intelectual a las personas, que se divierten, cultivando su sentido de pertenencia a la marca y propiciando el boca a boca basado en la percepción de valor racional y experiencial de las propuestas.

El cliente es Phygitall y cada vez menos distinguiremos el marketing on line del off line: all line marketing es la tendencia. Experiencias phygitales gamificadas. Juegos inocentes (porque preveo malos tiempos reputacionales para el sector del juego, y no me entristece).

8. Vending

En conexión con la experiencia de cliente disruptiva y combinando branding y estímulo de la demanda, creo que se va a ver en España, crecientemente, una sofisticación del vending de productos más allá del típico canal food. Se verá un impulso en otros productos: perfumes, tecnología, lujo. Todo es susceptible de vending si se codifica experiencia y “placer”.

Incremento de la apuesta por la sostenibilidad

9. Verde que te quiero verde

Conectando con la tendencia uno, visualizo:

– Una creciente obsesión nutricional. Greenbionut, nutrición verde, biótica, funcional, superalimentos y alimentos prohibidos (¡muerte al pan blanco, ni es cool ni saludable!).

– Granel, muerte al plástico.

– La fealdad es bella: pagaremos más dinero por las peras más feas y los tomates más informes: son feos porque son “más” naturales. Viene la fealdad en bolsa de arpillera.

Y así, auténtic@s, divers@s, políticamente correct@s, evitando herir a los ofendiditos de esta sociedad (entre haters y ofendidos, tiendo a apagar el móvil) nos acercaremos a la tercera década del siglo, surfeando en la nueva era digital, en la que estamos hiperconectados y terriblemente solos. Tan cerca de los lejanos, tan lejos de los cercanos.

Leer Más
Diferenciación

Joyería sostenible ¿es posible?

joyeria sostenible

Sin duda el sector de la moda lleva años intentando adaptarse al nuevo consumidor. Un cliente mas exigente con lo que “hay detrás” de cada prenda: sostenibilidad, mercado justo, condiciones laborales, reciclaje, recursos naturales, cuestiones éticas… Lo mismo ocurre con el sector de la joyería. Aunque menos conocido, la joyería sí puede adaptarse y generar un mercado más sostenible y justo. Se trata sin duda de una excelente oportunidad  para los departamentos de comunicación saber colocar el mensaje y dar a conocer lo que ya se está haciendo tal y como publica la revista ELLE.

 

¿Puede la joyería contribuir a generar un lujo más sostenible?

La moda sostenible sigue ganando fuerza, desde los productos veganos de Stella McCartney, hasta la colección consciente de H&M o el crecimiento exponencial del hashtag #whomademyclothes creado por Fashion Revolution.

Sin embargo, hay un gran desconocimiento sobre qué es la joyería sostenible y lo que esto implica. Es importante destacar que las problemáticas en la joyería son tan relevantes como las de la moda y están teniendo un gran impacto tanto medioambiental como social.

La joyería se enfrenta a grandes desafíos que incluyen la lucha por generar trabajos justos y la enorme huella de carbono que la fabricación de joyas puede producir. En un momento en que la “comida limpia” y la moda sostenible están en boca de todos, vale la pena también pensar de dónde vienen las joyas.

El primer desafío con el cual esta industria se enfrenta es el de la materia prima. La joyería fina está producida con al menos un producto, un metal precioso, que fue sustraído del suelo. También es probable que se produzca con piedras preciosas o diamantes preciosos, que también fueron sustraídos del suelo. Esto no implica que la joyería no pueda ser sostenible, pero sí que requiera más esfuerzo del que uno podría suponer.

La transparencia en la cadena de producción es uno de los puntos más básicos de la producción ética y es sin dudas uno de los más difíciles de lograr. ¿Te estás preguntando el porqué de la cuestión? La mayoría de los metales y minerales provienen de las regiones más pobres del planeta y pasan por múltiples manos en su camino hacia el mercado. Este proceso sucede en su mayoría sin rastreabilidad.

¿Podría ser que dejar de utilizar materiales extraídos para hacer joyas ser una solución? En la Conferencia de Joyería Responsable de Chicago de 2017 se señaló que la minería artesanal alimenta a millones de familias que podrían no comer de otra manera. En el 2017 el Banco Mundial estimó que al menos 100 millones de personas, trabajadores y familias, en todo el mundo participan en la minería artesanal, los tipos de minas que a menudo producen metales preciosos y piedras preciosas. Por lo tanto, el objetivo es ayudarlos a explotar las minas de manera segura, y asegurarse de que los ingresos de la minería permanezcan con ellos, sus familias y comunidades.

Pero el desafío de poder seguir y rastrear la procedencia de los materiales permanece. IBM ha introducido la tecnología blockchain para verificar la cadena de suministro de joyas, y DeBeersestá utilizando blockchain para rastrear el suministro de diamantes. Ambos desarrollos sumamente positivos, pero todavía en estadios tempranos. Hoover and Strong, proveedor de metales preciosos y gemas, se ha centrado en la introducción de oro y plata Fairmined, que ofrece tanto trazabilidad como impacto social positivo.

Para los consumidores que están en contra del impacto ambiental que genera la minería, el reciclaje del oro y las gemas pueden ser una opción más viable, aunque según nos explicó la gemóloga Soledad Lowe, esta es una práctica que se realizó en la joyería fina desde sus inicios, solo que ahora es explotada marketineramente por la imagen positiva que la palabra “reciclado” hoy genera en las cabezas de los consumidores.

Otros desafíos que esta industria enfrenta van más allá de la minería. El corte de gemas, por ejemplo, produce un polvo microscópico que daña los pulmones y generalmente los trabajadores de las instalaciones de corte de gemas trabajan sin la ventilación o el equipo de seguridad adecuados. Actualmente hay docenas de esfuerzos en todo el mundo para crear educación sobre el corte de gemas y mejorar las instalaciones de corte de gemas. Los distribuidores de gemas se están centrando cada vez más en el impacto social, y organizaciones como Columbia Gem House están financiando activamente la educación sobre el corte de gemas en el campo y ofreciendo gemas de Fair Mined.

Chopard es un gran ejemplo de una marca de joyería fina y relojes que hace un gran trabajo por crear un lujo sostenible. La empresa suiza usa oro 100% ético en sus sofisticadas obras maestras, adornando a celebridades de todo el mundo y uniendo el oro Fairmined con diseños opulentos convirtiéndose en un pionero en el tema. Ellos lograron crear piezas increíbles que puedan ser llevadas sin culpa.

La ética ha estado en el centro de la filosofía de Chopard desde que fue adquirida por la familia Scheufele hace 55 años. The Journey to Sustainable Luxury se lanzó en 2013, comenzando con la colección Green Carpet de Chopard la cual contaba con una importante línea de productos creada exclusivamente con oro Fairmined para la alfombra del Festival de Cine de Cannes 2013. Hoy la empresa se centra en las primeras etapas de fabricación que abarcan desde el abastecimiento responsable hasta la trazabilidad de las materias primas para producir creaciones sostenibles y con una historia que contar.

Cuando vemos la palabra sostenible en la misma oración que joyería hay que ser curiosos y hacer preguntas. Para lograr una verdadera sostenibilidad en la producción de joyas se requiere un nivel de activismo y abastecimiento que la mayoría de los productores de joyas no pueden pagar. Es por eso que la mayoría de los joyeros preocupados con la sostenibilidad se refieren a sí mismos como joyeros éticos o responsables, pero raramente sostenibles, aunque intentan elevar sus prácticas buscando nuevas fuentes y nuevos métodos para mejorar las vidas de otros mientras protegen el planeta. No es un camino fácil, pero cada vez más compañías de joyería están haciendo el trabajo de crear joyas éticas y responsables. Y mientras los consumidores sigan pidiéndolo, las opciones de joyería responsable seguirán creciendo.

Leer Más

Warning: Cannot assign an empty string to a string offset in /home/eicomuni/public_html/brandandlife.es/wp-includes/class.wp-scripts.php on line 445