close

Engagement

EngagementRedes socialesTendencias

El futuro de la influencia

in-min

El periódico ELPAÍS reflexiona sobre el futuro de los influencers y su relación con las marcas. La falta de credibilidad, la disparidad de métricas y la compra-venta de likes y comentarios han despertado todas las alarmas en el sector. Solo los buenos sobrevivirán… ¿o no?

¿Se acerca el final de la era ‘influencer’ tal y como la conocíamos?

Instagram continúa sus pruebas ocultando el número de ‘me gusta’ de las publicaciones hasta en siete países. Varios expertos reflexionan sobre cómo este cambio afectará a los usuarios y a un modelo de negocio construido a base de clicar el ‘corazón’ en plena crisis de credibilidad.

“El like ha desembocado en la unidad métrica de lo cool”, escribía Manuel Jabois en su columna Dime que te gusto, en El País. Símbolo de aprobación social, sumados en cientos y miles, han sido validados junto al número de seguidores como garantía de éxito comercial convirtiendo a los influencers en los niños mimados de la publicidad -el influencer marketing recaudó 1.300 millones de dólares en 2018 a nivel mundial y seguirá creciendo llegando a doblar esa cifra en 2020, según Statista-. Pero Instagram acaba de anunciar cambios en el modelo en que este se sustenta. Como ya hiciera hace unos meses en Canadá, la plataforma va a continuar probando en seis países más (Australia, Japón, Italia, Nueva Zelanda, Brasil e Irlanda) una nueva versión en la que los usuarios no ven qué cantidad de ‘corazones’ reciben las publicaciones de los demás, pero sí las suyas propias. 

La red social, que pertenece a Facebook, se ha visto especialmente cuestionada en los últimos tiempos. La facilidad con la que permite que se compren seguidores y ‘me gusta’ falsos –en España, uno de cada cinco likes es un bot, señalan desde la agencia de influencer marketing Human 2 Human-. Los escándalos de filtración de datos de Facebook. Y sus efectos negativos en la salud mental por el modelo aspiracional y comparativo bajo el que se perfila su uso, que han sido probados en diferentes estudios que la señalan como la red social más dañina a este respecto y con testimonios en primera persona de usuarios (cada vez más jóvenes) que deciden abandonarla, han mermado su popularidad. 

“Queremos que tus amigos se centren en las fotos y los vídeos que compartes, no en la cantidad de ‘me gusta’ que reciben”, justificaba Instagram oficialmente a través de Twitter. Mia Garlick, directora de políticas de privacidad de Facebook Australia y Nueva Zelanda, explicaba en un comunicado: “Esperamos que esta prueba elimine la presión sobre la cantidad de ‘me gusta’ que recibirá una publicación, para que así puedas concentrarte en compartir las cosas que te gustan”. Las preguntas llegados a este punto son inevitables: ¿De verdad conseguirá esta medida contribuir a una experiencia más saludable? ¿Es esa realmente la intención de la plataforma? Y, ¿cómo va a afectar esto a la figura (y al negocio) del influencer?

“Al ocultar la visibilidad pública del número likes se eliminan la comparación de estos y el efecto presión social”, cuenta a S Moda Berta Pinilla, psiquiatra y terapeuta del Grupo Doctor Oliveros. “Uno de los problemas observados en los usuarios de estas redes, sobretodo en los adolescentes, es la ansiedad por recibir un número de ‘me gusta’ que muestren un reconocimiento a modo de escaparate social, o la decepción cuando no sucede del modo esperado. Es indudable que las imágenes publicadas tienen mucho efecto sobre sus consumidores, pudiendo transmitir sensaciones o estilos de vida dentro de una publicidad más o menos velada, ya sea de una marca, persona o producto. Pero no debemos obviar la potencia que tiene el número de seguidores o likes de las publicaciones, que generan una especie de aval social y llaman a una opinión positiva de forma automática, simplemente por su popularidad”.

Para Mando Liussi, CEO de Incúbame y director de estrategia digital en Genetikomm, que analiza el movimiento de Instagram desde su experiencia y perspectiva como consultor de marketing digital, la desaparición del ‘me gusta’ está más ligada a “un cambio en el modelo de negocio de Instagram que a una preocupación por el bienestar. Lo que cambia al no mostrar el contador es supuestamente una mayor apuesta por el contenido. La realidad es que tanto los influencers como las empresas que los vayan a contratar van a tener acceso a esos datos de cantidad de likes, interacciones y conversión. Aunque el usuario no vea los likes ajenos sí va a tener la información de cómo está funcionando la publicación porque sí se siguen viendo los comentarios, lo que sigue indicando de alguna manera la reputación en lugar del like”. 

La devaluación del ‘me gusta’ 

El ‘me gusta’, a pesar de seguir siendo símbolo de estatus, no lo es de igual manera para millennials y centennials, ni a nivel comercial tiene el valor que hace unos años. Lo explica Luis Díaz, de la agencia de influencer marketing Human 2 Human. “Ya hace tres años que no se elige a los influencers por el número delikes. Se ha demostrado que es muy fácilmente manipulable y no tiene valor a la hora de trabajar, no nos revela ninguna información de utilidad. Tiene además diferentes significados. Los miembros de la generación Z lo dan como un ‘visto’, mientras que para los más mayores darlo sí tiene ese valor de premio. Las variables que ahora se tienen en cuenta al realizar una campaña coninfluencers son que estos tengan una comunidad que corresponda con el público objetivo del producto y que tengan un buen engagement rate (tasa de seguidores comprometidos)”. Díaz sí que cree que la visualización del ‘me gusta’ tiene ese efecto contagio: “El sentimiento de pertenencia, ese ‘si le gusta a tanta gente, yo también le voy a dar’, crea predisposición a dar un like”, pero defiende que sigue primando en ello el tipo de contenido y la afinidad del usuario con el influencer.

Contenidos más elaborados y transparencia publicitaria

No vemos el número de corazones, pero sí el contenido. Imágenes, Stories, vídeos… “Tiene que haber un sentido en ellos, un contexto de la publicidad que se hace”, explica a S Moda Ángela Villarejo, de la agencia de publicidad Socialmood. “Evidentemente, el usuario tiene que saber que es publicidad lo que está viendo, pero que esta esté bien metida, con lógica y no con calzador”. En Estados Unidos y en Reino Unido es obligatorio detallar si la publicación que se hace es un anuncio. Se advierte con etiquetas como ‘#ad’, #sponsored, #sponcon o con la aclaración de que la publicación está patrocinada a través de herramientas específicas de las que disponen las cuentas verificadas. En España, la Asociación Española de Anunciantes y Autocontrol están elaborando un código de conducta sobre el uso de influencers en la publicidad para regular específicamente la situación. Aunque, aplicando la normativa general de publicidad bajo la que ya se rige, también es obligatorio que la publicidad que se hace se identifique como tal, a pesar de que en el caso de los influencers, en muchas ocasiones, se está actuando al margen, como reflejaba Carlos del Castillo en su artículo Influencers: sin límites en la jungla de la publicidad encubiertaen El Diario.es.

“El hecho de que a partir de ahora además no aparezca el número de ‘me gusta’ va a llevar a que se elaboren mejor las publicaciones. Al no aparecer el likevisible para ‘corroborar’ la valía de la publicación, esto hará que la forma de trabajar se profesionalice más”, reflexiona Villarejo. “Lo resumiría en un, a partir de ahora, ya sí que no todo vale. Es algo de lo que han pecado mucho las marcas y el usuario esto lo ve y no le gusta”.

Burbuja influencer: la crisis de credibilidad

Solo un 4% de los usuarios de redes sociales creen que lo que publican los influencers en sus cuentas de Instagram es real, apunta el estudio global Wave X de UM. La saturación publicitaria de muchos de ellos y las tácticas para falsear sus logros, como la compra de ‘me gusta’ y seguidores mencionadas anteriormente, o las falsas colaboraciones, han contribuido a generar una crisis de credibilidad ante este modelo publicitario. Si has visto la última temporada de Paquita Salas (Netflix) sabrás reconocerlo fácilmente: el proyecto de influencer, en este caso Lidi (Lidia San José), coge el producto que tiene por casa, se hace una foto con él y etiqueta a la marca como si de una colaboración pactada se tratara. “Ponerles el caramelito en la boca”, que diría la ‘gurú’ del social media Noemí Argüelles (Yolanda Ramos), pero también engañar a tus seguidores y futuras marcas interesadas fingiendo estatus y credibilidad como influencer. Si no has visto la serie, este artículo de The Atlantic, escrito por Taylor Lorenz, también lo explica.

“¿Hay una burbuja? Sí, hay una burbuja en la que todo el mundo se dice influencer”, reconoce Mando Liussi. “En el 2.0 la gente opinaba gratuitamente y ahora hemos pasado a idolatrar a influencers como si fueran expertos. El mismo término me parece erróneo: tiene que ver con influencia, cambio de opinión. Y para que se de una voz de referencia en materia, ese alguien debería estar formado e interesado en crear contenido válido sobre este tema. Una persona popular, haciendo postureo con ropa no es alguien siendo crítico en la industria de la moda. Quedó claro con el caso de Arii, la influencer con 2,6 millones de seguidores que lanzó una colección de camisetas, sin ser habitualmente creadora de contenido en torno a la moda, y solo vendió 36”, expone. 

Tanto Mando como Luis Díaz coinciden en la inconveniencia de ocultar los ‘me gusta’ que, al final, es ocultar información. “Que no se vean puede puede llevar a un mayor número de compra de likes falsos. Ahora los influencers se cortan más porque colar 5.000 ‘me gusta’ que son bots en una publicación publicitaria es más evidente y la gente fácilmente va a decir que hay trampa. Si no se ven, nadie va a poder controlar si son falsos o no”, explica Díaz. “Instagram no va a enseñar los ‘me gusta’, pero esto no quita que más de un influencer haga captura de pantalla, que puede ser photoshopeada, con seguidores comprados… Esto va a seguir”, apunta Mando Liussi. “Puede ir en contra de todo el trabajo que está haciendo Instagram para evitar fraude y engaño en la red social”, asegura Díaz.

El influencer del futuro (no tan lejano)

Los tres expertos en marketing digital entrevistados coinciden en la necesidad de que el modelo gane en seriedad y de establecer unos indicadores de rendimiento efectivos que nada tienen que ver con la visibilidad de los ‘me gusta’. “Pasa por una fase de ideación, las marcas primero tienen que saber por qué es necesaria una colaboración con un influencer (no siempre lo es), esta tiene que estar justificada con unos indicadores concretos, no interesarse en colaborar solo porque tenga fotos cuquis o muchos seguidores y likesMás transparencia, ideación y justificación con objetivos reales y medibles de lo que se quiere conseguir con cada campaña”, resume Ángela Villarejo. 

Leer Más
EngagementFidelizaciónUncategorized

Cómo atraer al cliente 3.0: las mejores experiencias y estrategias

como-atraer-al-cliente-3.0-las-mejores-experiencias-y-estrategias

El profesor universitario y consultor Eduardo Irastorza nos explica cómo será el cliente deportivo 3.0. Cómo atraerlo y fidelizarlo, y los consejos que ofrece a centros deportivos y tiendas de deporte para mejorar su oferta, estrategias y posicionamiento. 

Eduardo Irastorza es Director de Programas y miembro del Claustro de EIC (Escuela Internacional de Comunicación), Socio Consultor en Zentank Partners y profesor de Marketing en la EAE Business School. A través de esta última, dirigió el informe ‘El consumidor de 2030’, del que ya nos hicimos eco en Cmdsport.

¿Qué tipo de experiencias piensa que le atraerán más al cliente 3.0?

El consumidor 3.0 será más inconstante y más infiel que el actual. No le bastará con hacer deporte, querrá, al mismo tiempo, estar en tendencia, responder a las modas, ser parte de la conversación, y todo ello exigirá que la oferta deportiva sepa adaptarse rápidamente a los cambios y a nuevos deseos.

Todos los días surgen nuevas tipologías deportivas. Nacen, crecen y desaparecen rápidamente. Es por ello que flexibilidad e imaginación son esenciales para sobrevivir en este, cada vez, más importante mercado. En cualquier caso, y sea cual sea la actividad en auge, creo que reunirá una serie de características, como las de ser generadora de sociabilidad o complementarse con un estilo aspiracional de vida.

Es importante tener presente que el componente emocional será el más determinante para los nuevos consumidores, por encima incluso de la proyección de status. Los ‘milenials’ dan ya más importancia a la experiencia que a la posesión.

La calidad de la vivencia que genere el deporte tendrá más valor que el nivel social que refleje. Además, las experiencias habrán de ser abiertas, es decir, capaces de convivir con muchas otras, tanto deportivas como extradeportivas. El futuro pasa por la gestión de una verdadera ‘coctelera de experiencias’.

¿Cómo evitar la infidelidad del cliente?

Creo que igual que con las personas: haciendo evidente lo importante que es el cliente para nosotros antes que lo importante que creemos ser para él. Debemos estar centrados en el desarrollo de los mejores beneficios pero también en saber reconocer los deseos y necesidades de los clientes y pensar en cómo satisfacerlos de manera memorable y personalizada.

Escuchar, estar atento. Saber hacerlo, es esencial. El deporte es una actividad entre personas, próxima y con un alto potencial de gratificación e identificación. Es esencial no olvidar que un socio no es un número, ni un perfil, sino alguien con nombre y apellidos que puede ser, además, tu mejor o peor publicidad.

Hay algo que debo añadir. El problema no es que un cliente sea infiel, sino ‘qué cliente es infiel’. En el deporte, como en el resto de las actividades, se cumple la ley de Pareto: el 20% de los clientes suponen el 80% del beneficio, y el 80% restante sólo el 20 del mismo. Es importante identificar y concentrarse en los mejores clientes. Es el modo de hacer eficiente el negocio. En el futuro próximo, en el sector del deporte no bastará con ser eficaz para sobrevivir, será preciso ser eficiente.

¿Qué recomendaciones daría a un centro deportivo o gimnasio? 

No basta con que mejoren la forma física de sus clientes, han de enamorarlos. Les recordaría, porque ya lo saben y lo han experimentado, que una meta sólo es un nuevo punto de partida hacia otra, y que cuando no mejora tú forma física, está empeorando.

Es decir, que deben cuestionarse permanentemente su oferta, exigirse más, estar muy atentos a las tendencias y a la conversación en las redes sociales, saber adaptarse a los cambios y hacerlos antes que la competencia, innovar, ir por delante.

Ser, convertirse en definitiva, en líderes, en campeones de la marca. Es preciso adoptar una actitud de superación que no dependa de lo que hagan el resto, tal y como hacen las grandes figuras del deporte que han de ser su inspiración.

¿Y a una a tienda de deporte, sea offline y/u online? 

La primera, que considere que su competencia es global y que no se limita a su entorno próximo. Las nuevas tecnologías han determinado que sea así. El futuro ya no habrá tiendas on u offline, deberán de ser ambas cosas. Habrán de combinar la experiencia de compra física con la virtual. Sin duda la tienda física se parecerá más a un ‘showroom’ en el que entras en contacto con las marcas que a un punto de venta, pero, en mi opinión seguirá siendo imprescindible. Incluso Amazon, el gran competidor universal de todos y en todas partes, está creando puntos de venta para trasladar al consumidor la personalidad de su marca.

La segunda recomendación, que haga uso del CRM, el Big Data, el Smart Data y sus herramientas de análisis y contacto. Suena más complicado de lo que es. Básicamente consiste en analizar conductas y preferencias de los consumidores y clientes para identificar oportunidades de negocio y ventas cruzadas.

La tercera y más importante, que se pregunte con rigor cual es el valor diferencial de su negocio por el que va ser preferido, y si este es relevante y sostenible en el tiempo.

Si llega a la conclusión de que no lo posee, créelo, o pida a un experto que le ayude a encontrarlo. Si no quiere hacerlo, mi recomendación es que procure ser muy, muy, muy, pero que muy barato.

ENCARNI JIMÉNEZ

Leer Más
DiferenciaciónEngagementTendencias

Shopper Experience: más allá de la compra

emocion compra

Ya no hay duda: las emociones mandan a la hora de comprar o no un producto. Lo dicen los estudios y además añaden que los valores asociados a una marca definen en un alto porcentaje la afinidad del cliente con la empresa. Así lo desarrolla la publicación America Retail.

Las empresas que buscan única y exclusivamente llenarse los bolsillos desentendiéndose de la sociedad en la que operan estar abocadas a naufragar a ojos del consumidor. Según un reciente estudio llevado a cabo en Estados Unidos por la agencia de relaciones públicas Porter Novelli / Cone, el 76% de los consumidores espera por parte de las marcas que impacten de manera positiva en la sociedad (más allá de generar beneficios).

Porter Novelli / Cone define en su informe las compañías con propósito como aquellas organizaciones dueñas de un rol y de un valor 100% auténticos en la sociedad, lo cual les permite simultáneamente crecer e impactar positivamente en el mundo.

En línea con este dato el 79% de los consumidores da cuenta de una conexión más profunda con aquellas compañías que tienen valores similares a los suyos propios. Además, el 72% siente que las marcas que enarbolan la bandera del propósito se preocupan más por sus clientes y sus familias.

Que a una marca haga suyo un propósito concreto se traduce enmúltiples ventajas en clave empresarial. El 89% de los consumidores coincide en señalar que tiene una imagen más positiva de aquellas empresas gobernadas por el propósito. Y el 86% se siente también más predispuesto a confiar en una compañía de estas características.

LAS MARCAS CON PROPÓSITO TIENEN UNA GRAN VENTAJA COMPETITIVA SOBRE EL RESTO

Las marcas que convierten el propósito en su particular santo y seña inspiran asimismo elevadas dosis de lealtad (83%) en el consumidor. De manera similar, el 74% de los consumidores no tiene prurito alguno en erigirse en “brand ambassadors” de las compañías con propósito y recomendar a otras personas sus productos y servicios. No en vano, el 62% de los consumidores comparte información sobre las marcas con propósito en las redes sociales.

El 86% de los consumidores compraría productos y servicios de una compañía con propósito. Y no sólo eso. 7 de cada 10 consumidores querrían trabajar en empresas presididas por el propósito, mientras que al 64% no le dolerían prendas a la hora de invertir en este tipo de marcas.

Por otra parte, y echando manos de datos biométricos, la investigación de Porter Novelli / Cone concluye que en términos generales los consumidores responden más positivamente a la publicidad comandada por el propósito que aquella que pone el acento en la funcionalidad. La excepción a la norma es la publicidad de corte automovilístico. En este tipo de publicidad el porcentaje de consumidores que abogan por la funcionalidad como generadora de confianza (52%) es superior a la proporción de clientes que se decantan por el propósito (48%).

Leer Más
Brand experienceDiferenciaciónEngagementUncategorized

Los influencers virtuales, ¿más eficaces para las marcas?

influencer virtual

Via Marketing Directo

La agencia H2H crea el primer ciberinfluencer español para comprobar si es capaz de generar relaciones con sus seguidores como los influencers de carne y hueso.

El 2018 supuso la consolidación definitiva de los influencers como medio de comunicación y plataforma publicitaria. Este año se prevé que la inversión del marketing con influencers en España supere los 100 millones de euros, triplicando lo facturado el año anterior.

Pero no es oro todo lo que reluce. El prometedor futuro de este tipo de prescriptores digitales que se ve comprometido por un fenómeno que amenaza con cambiar el sector para siempre: la aparición de los CGIs, Computer Generated Influencers, o influencers generados por ordenador.

Esta noticia contrasta con la protagonizada hace unos días por Arii, influencer con más de 2,6 millones de seguidores, que confesaba en Instagram que se veía obligada a desistir en el lanzamiento de su propia marca de ropa. No había sido capaz de vender las 36 camisetas que la empresa dispuesta a fabricar sus prendas exigía para continuar con el proyecto.

El fenómeno de los ciberinfluencers en EE.UU.

En Estados Unidos son ya varios los ciberinfluencers que se han convertido en figuras públicas. Son reconocidos por medios de comunicación o celebrities, con quien en ocasiones llegan a entablar relaciones de amistad. Entre todos ellos destaca Lil Miquela, una joven brasileña de 19 años que en poco tiempo ha conquistado a más de un millón y medio de seguidores de todo el mundo.

Su cara dulce, sus pecas y su inconfundible peinado, unidos a un estilo de vida muy atractivo, han hecho que se convierta en una de las figuras más reconocidas de Instagram. Su fama la lleva a colaborar con las firmas de moda más importantes, trabajar como modelo para grandes cabeceras o colarse en la lista de las 25 personalidades más influyentes en redes sociales.

Detrás de la número 1 de los influencers virtuales se sitúa Brud, una startup de Sillicon Valley especializada en robótica aplicada al marketing. Entendió, desde el primer momento, que el éxito de Lil pasaría por la creación de una narrativa de ficción en torno a otros personajes. Sus amigos Bermuda o Blawko son también parte de una historia que mantiene enganchados a millones de personas.

El primer influencer virtual español

En septiembre de 2018, la agencia de influencer marketing H2Hdecidió iniciar un proyecto de investigación para poner a prueba a este nuevo tipo de prescriptores digitales y su capacidad para conectar con sus seguidores. ¿Moda pasajera o nueva realidad? Para averiguarlo, la agencia decidió crear a David, el primer ciberinfluencer español.

El equipo de H2H comenzó a dar forma al perfil de David, construyendo una historia inspiradora y muy atractiva para captar nuevos seguidores. Con la ayuda de tecnologías de realidad virtual, bancos de imágenes libres de derechos y programas de edición fotográfica, el joven avatar se lanzó a la conquista del mundo con su cámara de fotos. En poco tiempo, la agencia comenzó a descubrir las razones del éxito de los influencers generados por ordenador, así como todo lo que estos pueden aportar a sus audiencias.

Durante estos últimos meses, David ha logrado reunir una comunidad muy numerosa, más de 20.000 seguidores de todo el mundo, registrando unos niveles de engagement muy por encima de lo habitual en cuentas con volúmenes similares. David recibe cada día decenas de comentarios y mensajes directos pidiéndole consejo sobre alojamientos, rutas por el sudeste asiático, fotografía, o simplemente para tener una conversación con él.

¿Qué opinan los expertos?

Luis Díaz, CEO de H2H afirma, “la línea entre lo real y lo irreal está ya muy difuminada, de hecho, desde hace tiempo ya vemos abusos del Photoshop en los posts de influencers reales, o muchos que muestran estilos de vida que nada tiene que ver con ellos, luego el mundo influencer no es del todo real“.

Marta Abella, experta Marketing digital y RRSS, opina que “las personas recibimos influencias de infinidad de fuentes, una plataforma digital, una marca a la que seguimos en redes sociales, una persona real o un ciberinfluencer, esos contenidos nos nutren y los convertimos en referentes según los intereses de cada uno”.

Para Laura Ferrer, psicóloga, “tenemos que dejar los juicios a un lado y poner el foco de manera positiva en qué me aporta, en cómo me condiciona, tanto a nivel emocional como cognitivo, y no tanto en quién o qué me lo aporta”.

“Un virtual influencer ayuda a llegar a un público más amplio y más joven

Alejandra de la Riva, experta en el sector de moda y lujo afirma “las marcas de moda, siempre pioneras en usar nuevas herramientas de comunicación, han sido las primeras en apostar por las nuevas tendencias. Un virtual influencer nos ayuda a llegar a un público más amplio y más joven“.

¿Preferirán las marcas a los influencers virtuales?

Gracias a David, el primer influencer virtual español, la agencia H2H lo tiene claro: “los influencers virtuales definitivamente han llegado para quedarse, lo que vemos hoy es solamente la punta del iceberg”, afirma Luis Díaz, CEO de la agencia, y añade, “el principal atractivo de los CGIs de cara a las marcas es algo más pragmático: los ciberinfluencers permiten a las marcas recuperar el control en el mensaje que transmiten”.

La aparición de varias agencias de representación de influencers virtuales, con decenas de CGIs en cartera, constituye otra prueba más de que puede que este tipo de prescriptores digitales no sea una moda pasajera. Su éxito obliga tanto a las marcas como a los demás influencers a adaptarse a una nueva realidad y explorar nuevas posibilidades de negocio, y es que “a los influencers de carne y hueso se les abre la posibilidad de avatarizarse, crear su alter ego virtual y abrir una nueva fuente de ingresos”, concluye Díaz.

Leer Más
EngagementEstrategiasMarketing

La magia del lujo

marca de lujo

Por Daniela Pablo

Anteriormente, el lujo estaba muy asociado y centrado en los productos. Sin embargo, el lujo no es estático, va evolucionando. Hoy en día, este está también asociado a emociones y experiencias, por lo que se puede encontrar en el sector de la automoción, culinario, joyería, turismo, etc.

El LUJO es un concepto esencialmente subjetivo y esa es su magia.

La sociedad cambia y el lujo cambia junto con ella. Esta se ha vuelto cada vez más sedienta de lujo, lo cual ha provocado que las marcas por complacer hayan creado productos que son más accesibles y que tienen un público objetivo más amplio.

Un claro ejemplo son los perfumes, los cuales también se han convertido en una vía de entrada a las marcas para aquellos que no pueden adquirir producto de precios más elevados. Pero, las marcas han decidido ir un paso más allá y llegar a muchas más personas. Fue así que el lujo se popularizó con el maquillaje.

El lujo es una necesidad secundaria productor del deseo.

Lujo clásico vs. Nuevo lujo

El LUJO CLÁSICO está centrado en el producto, es elitista, exclusivo, ostentoso, signo de poder y es reconocible

Mientras más exclusivo sea un producto, es más accesible y menos lujoso. Pero, debe haber un equilibrio, ya que al final, el objetivo es vender.

Por otro lado, el NUEVO LUJO es más hedonista. Las personas lo desean porque sienten y creen merecerlo. Está más vinculado a las emociones y a las sensaciones. Es más personal.

A pesar de que el nuevo lujo es más accesible y democrático, sigue siendo exclusivo. Que abarque más público, no quiere decir que TODOS lo tengan.

Lujo vs. Consumo

Las marcas de lujo están asociadas a sueños, crean tendencias, son exclusivas, producen bajos volúmenes y producen un gran margen de ganancia. Mientras que las marcas de consumo están asociadas a necesidades, siguen la moda, son de consumo masivo, se producen en grandes volúmenes y el margen de ganancia es pequeño.  

Hay que trabajar todos los intangibles de una marca de lujo para que su valor percibido siempre sea muy alto.

Sabías que… LVMH es el grupo de lujo más grande del mundo. Sin embargo, también hay actores muy importantes en este mundo como lo son las marcas independientes.

La innovación es la clave para la continuidad de las marcas. 

Lujo como marca

El activo más importante que tienen una marca de lujo es la imagen. Es la que transmite el prestigio.

Cada marca es única y diferente del resto. Esto se logra gracias al ADN que las hace ÚNICAS y ESPECIALES. Como por ejemplo la provocación, el glamour, la feminidad absoluta y la revolución de Dior.

Los códigos de las marcas también son muy importantes, son los que permiten la identificación. Sin embargo, mientras el ADN se mantiene estos deben evolucionar.

“Para que una marca no muera debe revitalizarse

– Juan Arteta – Managing Director CALVIN KLEIN.

Leer Más
EngagementFidelizaciónTendencias

El Boca a Boca: influencia social

hotel

¿Por qué eliges este hotel y no otro? ¿Has leído los comentarios, las puntuaciones de otros usuarios? Todo parece normal y bueno… hasta que llega un amigo y te explica su estupenda experiencia en este otro hotel. Es tal la influencia que tiene el boca a boca que es capaz de cambiar por completo una decisión de compra. Lo explica la publicación Tecnohotel News.

Los españoles eligen su hotel gracias al boca a boca y a las redes sociales.

Las recomendaciones de amigos y familiares y las fotos y posts en las redes sociales son las principales fuentes de inspiración de los viajeros, de acuerdo con el estudio realizado por SiteMinder sobre los hábitos y expectativas de los viajeros españoles cuando se alojan en un hotel.

La idea principal del análisis es conocer los motivos principales que les inspiran a viajar, las herramientas que suelen utilizar para buscar un alojamiento o los recuerdos que guardan una vez finalizada la estancia, tanto positivos como negativos.

La tecnología es otro de los puntos importantes sobre los que los viajeros quieren opinar y, gracias a sus respuestas, los hoteles pueden adivinar qué clase de tecnologías esperan encontrar sus huéspedes en un futuro cercano.

Así, la influencia del boca a boca es fundamental para el 70% de los viajeros, seguida de las redes sociales (37,8%), la visita a agencias de viajes (27,9%), los correos promocionales y los anuncios (ambas con casi un 28% de peso). El estudio de SiteMinder ha contado con la participación de más de 1.000 viajeros españoles y se ha realizado en colaboración con el sistema automatizado dedicado a la investigación del comportamiento de los consumidores Toluna.

Cerca del 70% de los usuarios repite cadena

El 68,58% de los encuestados suele alojarse en un hotel de alguna cadena que ya conocía anteriormente. Frente a este dato, el 31,42% se decanta por hoteles independientes con un toque especial y un número más reducido de habitaciones.

Un dato especialmente interesante del estudio en una época en la que la personalización lo es todo en muchos países y los hoteles se centran cada vez más en la exclusividad, el estilo ‘boutique’, la decoración y la generación de experiencias singulares.

El 75% reserva a través de Internet

La industria del viaje online está explotando rápidamente e Internet se ha convertido en la mejor herramienta para acceder a los huéspedes. Aunque, efectivamente, el teléfono sigue siendo importante, se ha descubierto que 3 de cada 4 viajeros (75% del total) reservan sus habitaciones en una agencia online o a través de la página web del hotel.

Los huéspedes están recurriendo a Internet para búsqueda de información, para inspiración y para reservar. Por lo tanto, los hoteles que no tengan presencia online perderán oportunidades de negocio a corto y largo plazo.

La calidad del servicio prestado marca la diferencia y así se ha visto reflejado en las respuestas que han dado los encuestados. El 45% de los viajeros recuerda este aspecto por encima del resto y el 63,21% afirma que lo que más le frustraría es una falta de profesionalidad y cordialidad del personal.

La incertidumbre sobre el alojamiento elegido es una de las principales preocupaciones de los viajeros, de ahí que una amplia mayoría querría conocer con más detalle el lugar donde va a disfrutar su estancia. El 36,9% desearía elegir la habitación donde se hospedará en el momento de hacer la reserva por Internet y un 24,4% adicional agradecería que le ofrecieran un tour virtual por el hotel antes de reservar.

España, un destino con 930.000 habitaciones

Este estudio, realizado únicamente con viajeros españoles, se publica en un momento en el que vemos cómo el sector hotelero está creciendo más rápido que nunca. Según Euromonitor International, en 2019 habrá 930.000 habitaciones de hotel repartidas en distintos alojamientos de todo el país.

Por eso, no es extraño que la industria turística española se mantenga como uno de los pilares fundamentales de la economía: desde 2010, los ingresos por turismo extranjero no han dejado de aumentar hasta superar los 80.000 millones de euros en 2017.

Además, la aportación total del sector turístico al PIB el año pasado quedó cerca de los 173.000 millones de euros y se prevé que las ventas de los hoteles deberían llegar a 16.300 millones de euros en 2023.

Leer Más
EngagementEstrategiasUncategorized

Del branded content a la conversión de calidad: cómo lograr visitas cualificadas a través de tu contenido

micro-influencers

Cuando desarrollamos estrategias de branded content o marketing de contenidos hay varios aspectos que debemos tener en cuenta: desde la medición, hasta las tácticas de distribución o una correcta optimización para los buscadores (SEO). No se trata de escribir artículos porque sí, ni de buscar visitas masivas sin importar su procedencia. Se trata de generar contenido de valor para atraer a un usuario a mi web que pueda convertirse hoy, mañana o dentro de seis meses en un cliente real de mi producto o servicio.

Para lograr este objetivo, debemos utilizar tácticas en la producción de nuestro contenido que nos permitan “limpiar” ese tráfico y a través de las cuales, aseguremos obtener visitas de calidad.

En este artículo vamos a repasar un par de acciones fundamentales y errores comunes que debes considerar para lograr que tu contenido te ofrezca un tráfico de calidad.

Branded content para buscadores

Toda estrategia de contenidos tiene su punto de partida en el SEO (Search Engine Optimization). Una correcta optimización nos ofrecerá grandes posibilidades a la hora de atraer usuarios potencialmente interesados por nuestros productos y servicios. Sin embargo, una mala elección de las palabras clave utilizadas en páginas de branded content, podrá arrastrar igualmente grandes masas de audiencia no cualificada y que, por lo tanto, pese a “inflar” los informes de tráfico de tu web, jamás se transformará en oportunidades reales de negocio.

Analicemos un ejemplo sencillo. Imaginemos que una pequeña marca de zapatería masculina lanza una colección de calzado de vestir dentro de la cual se encuentran unos zapatos con estampado animal o ‘animal print’. Para captar la atención de nuestro público masculino queremos escribir un post de blog sobre la tendencia o moda del estampado animal, también para hombres. Inicialmente podríamos optar por palabras clave como “animal print”, “estampado animal”, “estampado de leopardo”, etc. Se trata de palabras que todo el mundo está buscando dada la tendencia existente en el sector de la moda. Sin embargo, debemos plantearnos que muy probablemente la gran masa de audiencia que busca estas palabras en Google es femenina; además son palabras clave con una alta competencia entre las que se encontrarán no solo marcas de la competencia, sino las webs de revistas de moda con una gran relevancia online.

Lograr alcanzar un posicionamiento más alto que estos sites será tarea prácticamente imposible. Por lo tanto, estas keywords solo me ofrecerán dificultades de posicionamiento y el poco tráfico que pueda “pescar” no será realmente cualificado. ¿Cuál sería la estrategia alternativa?: Identificar keywords con menor volumen de búsquedas probablemente, pero más fáciles de posicionar y con oportunidades de captar un tráfico mucho más cualificado. ¿Y si apostáramos por la palabra clave “zapatos de vestir para hombre” o bien “zapatos de hombre en Madrid”? El resultado será un menor número de búsquedas, pero de usuarios con mayor potencial de compra de tu producto.

Es por ello, que la labor que desempeña la persona responsable del SEO de una compañía o el equipo de branded content encargado de optimizar, resulta de vital importancia. Debe ser alguien que conozca no solo la industria, sino la realidad de sus targets y competidores, para entender al mismo tiempo cuáles pueden ser los comportamientos de potenciales clientes en sus búsquedas a través de Google.

Colabora con Influencers que compartan tu misma audiencia

Otra táctica altamente efectiva para lograr captar visitas de calidad es la colaboración con Influencers. Estos líderes de opinión disponen de comunidades muy fieles en sus canales y producir una pieza de contenido valiosa para sus audiencias, asegurará el tráfico hacia tu web o e-commerce.

Según el informe sobre el estatus del marketing de influencers 2018 de Launchmetrics, un 69% de los profesionales del sector del lifestyle aseguran obtener un incremento en ventas gracias a sus campañas con influenciadores. Es por lo tanto fundamental, saber no solo elegir a los influencers correctos, sino definir una estrategia que te permita dirigir a esos visitantes hacia puntos de conversión o compra en tu web.

La marca de moda GAP desarrolla desde 2017 una estrategia de lo más interesante. Con el lanzamiento de una serie de nuevas colecciones de estilo bohemio, juvenil y alternativo, diferente a la línea básica y ‘sport’ que caracterizaba a GAP, su equipo de marketing y comunicación opta en los últimos años por comunicarse con una nueva audiencia mucho más afín a estos nuevos diseños. Para ello, ha llevado a cabo diversas campañas de branded content con Influencers a través de sus redes sociales que no son blogueros o Instagrammers del sector de la moda, sino un perfil bien diferente entre los que se encuentran YouTubers de covers musicales o de baile. ¿El objetivo?: captar la atención de sus comunidades que sí son ese público objetivo para una línea que están tomando algunas de sus colecciones. En la mayoría de los casos se trata de ‘micro-influencers’ que pese a no tener un elevado número de seguidores, ofrecen a GAP dos valores seguros: la segmentación y calidad de sus audiencias.

Trabajar con influencers por lo tanto, no consiste únicamente en invertir grandes cantidades de dinero en líderes de opinión con millones de seguidores para que muestren tu producto en un post de Instagram. Debemos definir la tipología de influencia más adecuada, estrategia y formato de branded content que haga de esa campaña una historia de valor para alcanzar a un público objetivo de calidad.

¿Llevas a cabo otras tácticas para lograr que tus visitas a través del contenido sean de calidad? ¿Trabajas con otros canales como SEM o Social Ads para ello? ¡Déjame un comentario con tu experiencia! 😉

Leer Más
EngagementMarketingTendencias

El consumidor en España ¿cómo es?

el consumidor en españa

¿Cómo es el consumidor en España a día de hoy? La agenda de medios OMD Spain publica un estudio sobre el comportamiento del nuevo consumidor en nuestro país, sus intereses, su relación con las marcas, lo que espera de ellas y las tendencias que marcarán el 2019.  IPMark lo explica así.

El nuevo consumidor busca una conexión emocional con las marcas

Los diferentes cambios sociales y políticos transforman el comportamiento de los consumidores y de las marcas. El usuario está más informado y consciente que nunca, demandando más transparencia, empatía y objetividad a las empresas, según las principales conclusiones obtenidas en la presentación del III Estudio de ‘The Future of Spain’, elaborado por la agencia de medios OMD Spain.

El usuario es más consciente de todo lo que sucede a su alrededor y tenemos que comprenderle “de manera holística”, explica Luisfer Ruiz, insights & intelligence director en OmnicomMediaGroup. El responsable expresa que el secreto es analizar al usuario, “tenemos la tecnología y el data para hacerlo”, añadió.

Según la comparativa con el estudio de 2014, el nuevo consumidor en España es experto en contenido – el 63% de los encuestados dice que Internet le aporta información- y busca una conexión emocional con las marcas, una experiencia real que “deja de lado la idea de poseer” productos hacia la idea de “vivir cosas”, explicó María Rocamora, consumer insights director de OMD.  Como ejemplo de ello, María Rocamora dijo que la empresa de economía colaborativa, Airbnb, “hace vivir los viajes de otra manera, más cerca”.

Este nuevo usuario vive en un entorno marcado por la sobreexplotación de información desde los diferentes canales y dispositivos, que ha transformado al consumidor en un experto en filtrar contenido, empezando a detectar las ‘fake news’, explica Rocamora durante su intervención.

En esa línea, Luisfer Ruiz, insights & intelligence director de OmnicomMediaGroup, añadió que “actualmente existe una guerra para captar la atención del consumidor, pero hay que enviar un mensaje revelador y no intrusivo”.

Por ello, los expertos están de acuerdo que la guerra no se ganará sino existe empatía con el consumidor, “tenemos que ser capaces de ponernos en los zapatos de los usuarios, que nos permiten saber cuándo seremos útiles para ellos”, explicó Luisfer. Este proceso es “más fácil si utilizamos el data correctamente y de manera transparente”. El usuario está más preocupado por sus datos y por su seguridad, la manipulación de la información debe realizarse de manera clara, explicaron.

Tendencias que llegan para quedarse

El feminismo y la sostenibilidad son las grandes tendencias recogidas en el informe de la agencia OMD Spain 2018. Las personas son más conscientes de los problemas, sobre todo después de la Huelga General del 8 de marzo de este año, una movilización social contra la violencia de género, coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer.

Por ello, María explicó que es importante incorporar en el ADN empresarial nuevos valores, asociados tradicionalmente a la mujer, como la empatía y la sostenibilidad. Sin embargo, aún queda un largo camino que recorrer, puesto que solo el 25% de las mujeres encuestadas piensan que las marcas no conectan con ellas en sus diferentes campañas. Como ejemplo, María habló de la empresa de bolígrafos BIC que lanzó unos bolígrafos de color rosa dirigidos exclusivamente al consumidor femenino.

En ese sentido, las compañías tienen la oportunidad de cambias las cosas, “las empresas tenemos que ayudar para conseguir la igualdad social”, expuso Marta Sáez, la directora de OMD en España.

Y la segunda tendencia de esta edición es la sostenibilidad, la sociedad es cada vez más consciente de los problemas de su entorno. De hecho, el 44% de los participantes asegura que está dispuesto a pagar más por marcas más sostenibles, pero es importante que “el cliente no sienta que le están mintiendo”, añadieron.

Finalmente Marta Sáez concluyó que la mejor manera de conocer al consumidor es a través de la Inteligencia Artificial, el Machine Learning y las personas, pero siempre desde “el respeto y la transparencia”.

 

Leer Más
EngagementEstrategias

El Corte Inglés y Alibaba: a la conquista del mercado online

compras

Es una de las grandes empresas españolas y sin embargo, El Corte Inglés parecía estancando. Sin embargo, ha dado un paso adelante con el acuerdo firmado con Alibaba, un gigante que compite de tú a tú con Amazon. Ambas empresas tratan de compensar la deficiencia de El Corte Inglés en el mercado online y por su parte, Alibaba conquista más mercado en España. Una noticia de ELPAIS.

El Corte Inglés desafía a Amazon con una potente alianza con el gigante chino Alibaba 

La empresa española y el gigante asiático firman un preacuerdo para intercambiar tecnologías, espacios de venta y estrategias en ambos países

La visita a España del presidente chino Xi Jinping y una delegación de empresarios asiáticos ha dejado un huella importante en el comercio español: el Corte Inglés se alía a lo grande con el gigante Alibaba. Es un acuerdo potente con el que ambos pueden plantar cara en España a su rival más feroz en los últimos años, el gigante del comercio electrónico Amazon. A grandes rasgos, significa que El Corte Inglés podrá acceder a tecnología web y de análisis de datos de Alibaba y además podrá vender sus productos a millones de clientes en China a través de la plataforma. A cambio, Alibaba podrá usar los centros de El Corte Inglés como puntos de recogida de paquetes para sus clientes y las dos intercambiarán el uso de infraestructuras y canales logísticos.

El Corte Inglés considera que este acuerdo con Alibaba es uno de sus grandes hitos porque la “carta de intenciones” que ya han firmado les permitirá dar un paso de gigante en sus dos obsesiones de los últimos años: acceder al mercado chino y posicionarse en la batalla del comercio online. Alibaba, por su parte, también consigue mucho: usar los centros de El Corte Inglés como puntos de recogida y tener acceso a la potencia logística de esta empresa le ayuda a recortar distancias con Amazon en España sin tener infraestructuras propias.

El Corte Inglés tiene en España más de 90 centros, buena parte de ellos en las mejores zonas comerciales de las ciudades, además de almacenes y centros logísticos. El año pasado facturó casi 16.000 millones y ganó más de 200 millones de euros. Alibaba es un titán de Internet fundado por el ahora millonario Jack Ma en 1999. Es una especie de bazar inmenso de Internet con presencia en todo: desde sistemas de pago a centros comerciales virtuales. En 2017 facturó casi 33.000 millones de euros y ganó más de 8.408 millones. En España opera con envíos a través de su web AliExpress.

Las empresas ya se conocen. Esta alianza llega después de varios acuerdos previos. Para empezar, El Corte Inglés ya firmó el pasado mes de marzo un acuerdo con Alipay, el sistema de pago asociado al grupo Alibaba, para hacer más fáciles las compras a los turistas chinos que visitan España. Además, a principios de noviembre AliExpress abrió un espacio temporal en el centro comercial de El Corte Inglés de Sanchinarro (Madrid) para celebrar el 11 del 11, un evento de compras muy popular en China al estilo del black friday,  durante el que los solteros se dan caprichos y compran regalos.

Un acuerdo que cubre varios frentes

¿Qué consigue El Corte Inglés? Lleva tiempo en la carrera de la transformación digital, para no quedarse atrás ante la feroz pelea con los nuevos jugadores digitales, en especial Amazon. El grupo lleva varios años desarrollando sus propias estrategias (compras online, entregas rápidas, ofertas especiales para Internet…). Ahora, con la alianza con Alibaba, de un plumazo entra en el mercado digital chino y además tendrá acceso a la tecnología de Alibaba.

“El Corte Inglés tendrá la oportunidad de acceder a un paquete integral de soluciones tecnológicas proporcionado por Alibaba Cloud, el área de cloud computing de Alibaba Group, que incluye el análisis de big data para la toma de decisiones empresariales en tiempo real, y herramientas de inteligencia artificial que ofrecen la personalización de la oferta para una mejor atención al cliente”, explica en un comunicado.

Además, estará presente en AliExpress y en Tmall, una especie de centro comercial chino virtual propiedad de Alibaba, donde ya están empresas como Zara o Mango y que le da acceso a cientos de millones de potenciales clientes. “El objetivo final sería permitir a los consumidores de Alibaba acceder a una gama más amplia de grandes marcas españolas e internacionales que se venden en las tiendas de El Corte Inglés”, dice la empresa.

¿Y a cambio que se lleva Alibaba? Amplía su presencia en España de la mano de El Corte Inglés. “AliExpress podrá desarrollar corners y otros espacios físicos en los centros comerciales de El Corte Inglés que permitan recrear nuevas y atractivas experiencias de compra así como dar a conocer al mercado español los últimos productos lanzados en la plataforma”, señala la empresa española. Además, podrá utilizar sus centros físicos como puntos de recogida para compras online a través de AliExpress. Esto es clave para Alibaba, porque al contrario que Amazon, no dispone en España de grandes centros logísticos propios.

Crecimiento para ambos

Para Víctor del Pozo, consejero delegado de El Corte Inglés, aseguró según un comunicado oficial este acuerdo les va a permitir “aunar el mundo físico y el online”.El Corte Inglés posee grandes almacenes en las mejores ubicaciones de las principales ciudades españolas y portuguesas, y cuenta con la confianza de los consumidores españoles e internacionales. Esto, unido a la tecnología de Alibaba, nos permitirá ofrecer una propuesta de valor imbatible”.

Por su parte, Rodrigo Cipriani Foresio, director de Alibaba Group para España, Italia, Portugal y Grecia, ha señalado: “Estamos encantados de haber firmado esta carta de intenciones con un grupo de distribución líder en el mercado internacional como El Corte Inglés, que involucra a cuatro de nuestras unidades de negocio. Esperamos unir fuerzas con ellos para ofrecer a los consumidores en China y en todo el mundo los mejores productos y experiencias”.

Leer Más
EngagementRedes sociales

Instagram elimina la actividad falsa

Cambios en instagram

Mucho se ha hablado de la “burbuja” de los influencers. ¿Son realmente útiles para una marca? ¿Inflan sus seguidores? En un espacio en el que hay millones de perfiles en Instagram casi idénticas, la diferenciación de las marcas se hace cad vez más complicado. Esto, sumado al hecho de que los usuarios son conocedores de los precios y patrocinios, implica una pérdida de credibilidad que influye también en la política de Instagram. Se avecinan cambios como explica ABC.

 

El «postureo» y las grandes cifras en Instagram tienen los días contados: y las marcas lo saben

Instagram, propiedad de Facebook, anunció la semana pasada un cambio: ha empezado a eliminar los «Me Gusta», seguidores y comentarios falsos de los perfiles que utilizan aplicaciones de terceros para incrementar su popularidad. La «actividad no auténtica», dijo la compañía, es mala para la comunidad, así como las «apps» que «hacen crecer de forma artificial la audiencia». En definitiva, «inflar» las cifras de seguidores o comentarios parecen tener los días contados.

«Hasta que no se implemente, no sabemos si será una medida efectiva o es sólo una estrategia por parte de Facebook para limpiar su imagen, ya que hay muchas críticas sobre la compra de seguidores falsos», apunta Ismael El-Qudsi, director general de la una agencia de marketing digital Internet Republica. Toca esperar aún y comprobar si realmente la compañía es capaz de detectar la totalidad de interacciones falsas. Facebook lleva un año luchando contra las «fake news» y el propio Mark Zuckerberg ha reconocido que se trata de campañas de desinformación constantes, que evolucionan con el tiempo y son casi imposible de erradicar.

«Hasta que no se implemente, no sabemos si será una medida efectiva o es sólo una estrategia por parte de Facebook para limpiar su imagen, ya que hay muchas críticas sobre la compra de seguidores falsos»

Pero Instagram ha puesto, al menos, las cartas sobre la mesa. «Si se lleva a cabo tal y como pretende la plataforma, creo que será una medida efectiva porque se trata de hacer de las redes sociales un espacio más transparente y veraz», apunta Ainhoa Muguerza, PR & Communications Manager Divimove, empresa de creación de estrategias de vídeo online e influencer marketing. De hecho, Divimove gestiona la carrera de más de 900 «influencers» y estos se verán, sin duda, afectados por la nueva medida.

«Estamos acostumbrados a las grandes cifras y al ‘postureo’pero esta tendencia dista mucho de la realidad», asegura Muguerza, que apoya la medida de Instagram «por cambiar un contexto en el que la popularidad se mide a golpe de ‘follow’». Para la experta, «la compra de seguidores desvirtúa la verdadera popularidad de los ‘influencers’ que apuestan por esta medida. Cuando un ‘influencer’ colabora con una marca, lo más importante es que se cumplan los objetivos del anunciante en términos de imagen o venta. Si la mitad de los seguidores son falsos será muy complicado alcanzarlos y muy probablemente la marca deje de colaborar con él», asegura.

Un nuevo marco más real

Según el « Estudio sobre Marketing de Influencers en España, 2018», elaborado por BrandManic, el 56,5% de las marcas españolas encarga sus campañas con «influencers» a agencias especializadas con el objetivo principal de captar de nuevas audiencias. Se trata de una acción publicitaria por la que, a cambio, se paga a los «influencers». Y esta es la clave por la que la publicidad encubierta ha inundado la red social a pesar de que la Ley General de la Publicidad es muy clara y prohibe la publicidad engañosa. Los «influencers» tienen que advertir siempre en sus publicaciones el término de «#Ad», «Ad» o «Patrocinados», como también indica Instagram en sus políticas de uso.

Ahora, los «influencers» se enfrenta a un nuevo problema: la estrategia de comprar seguidores para falsear sus cifras ya no vale. «Afectará a todos, y lo normal por el volumen de seguidores, es que los más grandes sean los más afectados y los que notarán un mayor descenso en su número de seguidores», señala Ismael El-Qudsi. «Hay que hacer hincapié en que los microinfluencers (cualquiera de nosotros que tenga menos de 10.000 seguidores) realmente no tienen seguidores, sino amigos, y estos suelen ser reales», puntualiza.

Para Muguerza, la nueva medida de Instagram «debería tener un efecto positivo porque su trabajo depende de cifras reales, no de humo», al mismo tiempo que también tendrá repercusiones para las marcas en el sentido de que «ayudará a elegir mejor a los ‘influencers’ que sean populares de verdad y no a los que acumulen ‘bots’ o falsos seguidores. Esto ahorrará tiempo, dinero y quebraderos de cabeza cuando una campaña no sale como se esperaba».

«Las marcas -opina el funador de Internet Republica- ya se están dando cuenta de que no necesariamente influencia más alguien con más seguidores, sobre todo si esos seguidores son falsos, así que llevan un tiempo usando otras métricas como el ‘engagement‘ o las reacciones que provoca un ‘influencer’». El experto recuerda que este sector es aún «muy inmaduro» y la muestra es que las firmas «sólo se guiaban por el número» de seguidores de los «influencers». «Según se vaya profesionalizando, las marcas verán que no siempre tener más audiencia significa tener más influencia», concluye.

Leer Más
1 2 3
Page 1 of 3

Warning: Cannot assign an empty string to a string offset in /home/eicomuni/public_html/brandandlife.es/wp-includes/class.wp-scripts.php on line 445